jueves, 30 de octubre de 2014

Rupturas y demás

El otro dia era testigo como una mujer le recriminaba a otra su comportamiento,  que había sido la causante de su ruptura, y unas cuantas cosillas más.
Primera cosa,  nadie tiene derecho a calificar de esa manera a otra, aunque la rabia sea mucha y las ganas de desquitarse más.
Segunda cosa, bueno  una puntualizacion, casi siempre cuando una mujer descubre que su pareja le ha sido infiel, o ha  tonteado con otras, siempre se ataca con toda la furia a dicha mujer, y pocas veces al hombre. Pero quien era el que tenía una relacion afectiva con la agraviada, él o ella? Pues eso, para que decir más.
Lo que me llamó poderosamente la atención,  es que la mujer ofendida, aseguraba que su relación no estaba rota, que el revés sufrido era por la libertina que era la que se metía en matrimonios ajenos. No voy a posicionarme en ningún bando, ni dar mi sincera opinión, pues ajenas del todo no me eran.
Hubo bandos, y linchamiento casi público, además de que mucha gente se puso de parte de la mujer despechada. Y yo me preguntaba, tan segura esta la gente para saber cómo funciona una relacion a puertas para adentro? Debían de saberlo,  porque con la fuerza de ciertas afirmaciones, parecía más que compartían relación y casa, que solo amistad. Supongo que la gente necesita carnaza para creerse que su vidas mejor, o que atacando a unos le reconocerán su lugar los otros. No sé ni quiero saber.
Lo que si, debo decir y creo que es así, que nadie rompe nada, si antes no había alguna fisura, por pequeña que fuese. Y que nadie se mete en donde nadie le invita, y menos en una relación, si antes alguien no le abre la puerta, o la deja sin llave, para que sea más fácil entrar. Y si una relacion es firme,  y está bien asentada, ni la tormenta más apasionada, ni el huracán más imprevisible,  la hace tambalear....
Y una cosita que decía mi abuela "si uno no quiere,  dos no pelean"




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada