lunes, 13 de enero de 2014

Derecho a decidir

Nueva reforma en marcha sobre el aborto y polémica servida. Cada gobierno interpreta lo que quiere y así lo plasma en leyes que pocas veces convence a la ciudadanía. No voy a meterme en berenjenales de cuál sería la ley adecuada, pues no tengo competencia y tampoco quiero.
Como soy persona, y mujer tengo opinión propia. No se si por suerte o desgracia, nunca me he visto en la tesitura de tener que decidir sobre si o no hacerlo. Tampoco se cual sería mi decisión llegado el momento, dependería de las circunstancias y diferentes factores. Podría imaginar la situación y aún así no me atrevería decir cuál sería llegado el momento.
Lo importante en todo esto, no es la decisión final que llegase a tomar, sino la libertad de decidir. Cualquier de las opciones debiera poder escogerla libremente. Entiendo las posturas por ambos lados y sin embargo no las comparto del todo.
Soy mujer, adulta, mayor de edad y creo con todas mis facultades y no aceptó que nadie me imponga si puedo o no puedo abortar, al igual que nadie me dice si me quedo embarazada o no. Es una decisión que puedo tomar sin ninguna imposición externa y menos de "alguien" que no tendría que soportar las consecuencias de mi decisión.
Así que lo digo alto y claro, si llegase el caso decidiré libremente a pesar de cuál sea la ley y aceptaré las consecuencias de hacerlo. #hedicho.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada