domingo, 7 de septiembre de 2014

A veces sólo.......

A veces sólo necesito sentirte cerca, poder apoyar mi cabeza en tu pecho. Sentir el latido de tu corazón,  ese tic tac que manda un mensaje en morse, descifrado por el tic tac del mio. No está mensaje, de todo va a salir bien o de mundo de hadas. Es un mensaje de conexión y en el mismo lenguaje.
A veces sólo necesito poder dejarme caer y que que me dejes caer. No quiero que me recojas, que me evites la caída. Tengo que caerme y volver a tropezar.  Y cuándo empiece a levantarme estés junto a mi, y si quiero apoyarme estés ahí como un bastón erguido.
A veces sólo necesito que me escuches, que hables, que me digas lo que piensas. No busco consejo, sino opinión, porque haré lo que me parezca más oportuno.
A veces sólo necesito estar, para que estés. Egoistamente me gusta verte feliz, sonreir, y que compartas tal felicidad conmigo y con tu alrededor.
A veces sólo necesito ser yo, que me veas sin artificios, sin maquillajes ni disfraces, con la ropa de andar por casa y mas cómoda y natural.
A veces sólo necesito, que el mundo se pare, aunque el reloj siga funcionando sin detenerse. Poder quedarme quieta, y no tener que seguir caminando.
A veces sólo necesito,  ser humana, no tener poderes. Dejar la empatia en el cajón y tener una pizca de egoismo. Dejar que me cuides, aunque no sepa cómo.
A veces sólo necesito,  saber que estas, aunque no despierte tu preocupación, que sigas mis pasos,  y las huellas que dejó tras ellos.
A veces sólo necesito recordad, que no puedo con todo, que soy humana y que tengo derecho a equivocarme,  a fallar,  a ser vulnerable e imperfecta.
A veces sólo necesito llegar a casa, desvestirme de la carga que llevo encima de la ropa, bajarme de los zapatos y dejarme caer en el sofa.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada